¿Eres adicto a los videojuegos?

Adicto a los videojuegos

Existen muchos tipos de adicciones y desde que aparecieron los videojuegos, la adicción al gaming se ha hecho cada vez más común (como sucede con casi cualquier otra novedad o sustancia). Los motivos detrás de querer jugar todo el tiempo varían, pero es un hecho que algunas personas sienten una especie de necesidad por estar conectadas y jugar constantemente.

Más que cerrarse y alegar que ser adicto a los videojuegos es algo especialmente terrible, es importante entender que cualquier compulsión o abuso de lo que sea puede afectar profundamente la vida de los humanos; por esto, hay que saber reconocer signos de adicción. Aunque no todos los que presenten los siguientes “síntomas” son necesariamente adictos a los videojuegos, siempre es útil tenerlos en mente para evitar caer en una posible obsesión.

 

1. CAMBIOS EN LA PERSONALIDAD

Mike Teavee

Alguien adicto a los videojuegos generalmente comienza a mostrar cambios de personalidad. Esto en el sentido de que si no puede jugar, llega a frustrarse o sentirse irritable. Además, un gamer adicto puede mentir sobre qué juega o cuánto tiempo lo juega, y en casos ya extremos, es normal que existan indicios de ansiedad, depresión y problemas mentales.

 

2. MODO DE VIDA “EXTRAÑO”

Gamers

Un modo de vida extraño relacionado al gaming significa tener un patrón inusual de comportamiento. Ejemplo: dormir de día y jugar toda la noche. Cuando esto sucede es importante buscar algún tipo de ayuda, pues si se llega al punto en el que sencillamente no se puede estar despierto y ser funcional durante algún momento del día (esto no significa que hay que levantarse a las 6AM todos los días) un patrón natural de conducta ha sido modificado. Esto puede tener como consecuencia el desarrollo de problemas de salud física, mental y emocional.

 

3.   GASTO DE DINERO

Ultra gamer

Es normal gastar dinero comprando videojuegos, DLCs, controles, consolas, merch y otros objetos similares. El problema y síntoma de adicción relacionado a lo financiero inicia cuando alguien comienza a gastar todo su dinero (y el de su familia/amigos) para hacer “compras de gaming”.

 

4. SALUD FÍSICA

Gamer gorda

Este es un punto que hay que cuidar mucho. Una pésima salud física es común en aquellos que son adictos a los videojuegos (de nuevo, como con sucede con casi cualquier otra adicción). El síntoma más común de esto es subir de peso porque lo común se transforma en vivir de forma sedentaria consumiendo cosas fáciles de preparar y comer: como botanas, sopas ramen empaquetadas y refrescos. La gente con sobrepeso es más propensa a enfermarse, pues usualmente presenta cierto grado de desnutrición. Las alteraciones en la salud física de los gamers adictos pueden ser a corto, mediano o largo plazo; es decir, algunas consecuencias se pueden notar rápido y fácil, mientras que otras se hacen evidentes años después.

Posibles efectos/problemas físicos:

  • Aumento de peso
  • Pérdida de peso por comer muy poco.
  • Mala postura/dolor de espalda.
  • Dolores de cabeza/migrañas.
  • Dolor/molestia en los ojos.
  • Falta de higiene personal.
  • Síndrome del túnel carpiano.

Se sea un adicto o no, como gamer, siempre es importante estar al pendiente de estos “síntomas” para poder asegurar que la salud física está en buen estado.

 

5.   EFECTOS SOBRE LA VIDA COTIDIANA

Cerebro de un gamer

Esto es muy fácil de entender. Si un gamer deja sus responsabilidades y actividades cotidianas a un lado para jugar videojuegos, se puede decir que presenta un síntoma de adicción. Si esto sucede, las relaciones con amigos y familia pasan a un segundo plano, consecuencia que también afecta al trabajo, escuela, etc.

En casos más extremos, un gamer adicto puede estar pensando en jugar y sufrir una especie de “síndrome de abstinencia” si no puede hacerlo por tener que terminar otras ocupaciones. Básicamente, se desarrolla una necesidad de estar en el mundo digital más que en el físico.

 

6.   NECESIDAD DE JUGAR MÁS

Adicción a los videojuegos

Esto funciona un poco como cuando un adicto necesita cada vez más droga para que le haga efecto. Un gamer con una obsesión por los videojuegos necesitará jugar cada vez más para sentir el mismo nivel de satisfacción que el producto le provocaba al inicio.

Por otra parte, si un jugador participa constantemente en “maratones” –ya sea por su cuenta o con otras personas– en los que debe mantenerse despierto horas y horas, eso también puede ser señal de que se está desarrollando o ya se ha desarrollado una adicción.

 

Obviamente, no cualquiera que presente alguno de estos signos es un adicto a los videojuegos y de hecho, casi cualquier hardcore gamer puede decir que manifiesta unos cuantos. El verdadero problema relacionado a laadicción es que si se combinan muchos de estos síntomas, eso puede indicar que existe un problema. Para evitarlos, lo mejor que se puede hacer es estar consciente de que sí existe una posible adicción a los videojuegos y que si el uso de esta tecnología no es debidamente auto-regulado por el propio usuario, hay un mayor riesgo de sufrir consecuencias inconvenientes.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s